10 recomendaciones para lidiar con la sensación de rechazo - Stella Maris
303
post-template-default,single,single-post,postid-303,single-format-standard,theme-bridge,woocommerce-no-js,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,columns-4,qode-theme-ver-16.8,qode-theme-bridge,disabled_footer_bottom,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.5.2,vc_responsive

10 recomendaciones para lidiar con la sensación de rechazo

recomendaciones para lidiar con la sensación de rechazo

10 recomendaciones para lidiar con la sensación de rechazo

Sin importar el momento o el ámbito en el que suceda, el rechazo o la sensación de ser rechazado resulta en una vorágine de sentimientos negativos que inundan tu cuerpo y mente. Saber cómo sobrellevarlo es una de las mejores formas de seguir adelante, así que sigue leyendo y entérate de estas 10 recomendaciones para lidiar con la sensación de rechazo.

Sucede que quieres iniciar una relación con esa persona que te gusta, o quieres postularte a un trabajo, o sea la sensación de rechazo entre tu grupo de amigos o ambiente laboral –aunque no lo creas, esto es algo que todas las personas han sentido alguna o varias veces en su vida.

Si te sientes de esta forma no significa que eres débil o dramático, claro que no. Es normal que puedas llegar a sentirte así, lo que no es normal –o bueno para ti– es que te dejes llevar por estos sentimientos y tu estado de ánimo o salud se vean afectados.

Por ello, es sabio de tu parte conocer las distintas recomendaciones para lidiar con la sensación de rechazo, bien sea para ayudarte a ti mismo o para ayudar a una persona cercana a ti.

Esta sensación de rechazo puede obtenerse hasta en las situaciones más pequeñas: si no te han invitado a una reunión familiar o una salida con tu grupo de amistades, si se escogió la idea de un colega sobre la tuya; las situaciones son ilimitadas.

Puedes sentirte rechazado, pero ya basta de estar afectado por ello. Enfócate y aleja ese sentimiento de inmediato.

  1. ¡Hay que mantener una actitud positiva!

Muy fácil decirlo pero no hacerlo, ¿cierto? Sin embargo, es una de las cosas que debes tomar en consideración para lidiar con la sensación de rechazo. Para llegar a esto debes aceptar que sí, te sientes mal, pero no hay que pensar en lo que te apena a cada momento.

Sucede que cuando se está con este tipo de humor, puede afectar tu salud física y mental. Aunque no lo creas, el sistema inmunológico se ve afectado e incluso puedes ser más propenso a enfermedades.

Así que si te sientes rechazado enfócate en pensamientos positivos, usa la situación para evaluar la razón de tu malestar y qué puedes hacer para cambiarlo. Sino, resultará ser una experiencia que te servirá en el futuro como ejemplo para mejorar.

  1. Ser sincero. ¡QUÉ!

Nadie dijo que las mejores soluciones serían sencillas. Muchas veces –o casi siempre– es difícil ser sincero sobre los sentimientos, así que es probable que sea aún más complicado comentar que algún comentario o acción te dio la sensación de rechazo.

Si conoces una persona con quien tienes confianza, comenta sobre tus emociones y desahógate. A veces no es necesario que esa persona te de un consejo, solo con escuchar puede ser suficiente. De esta forma incluso puedes poner en perspectiva algunos detalles que no habrás pensado.

  1. Reconoce el esfuerzo que has hecho

No pienses en “me rechazó”, sino en el esfuerzo que hiciste en el momento. Valora lo que hiciste y considera los demás factores para que más adelante puedas estar más preparado. Bien sea más estudio, más entrenamiento, etc.

  1. Busca actividades de tu interés

Cuando estás lidiando con la sensación de rechazo una de las mejores opciones es buscar actividades que te atraen para hacer en un tiempo libre. Puedes escuchar música o bailar, unirte a un club de pintura o lectura, hacer ejercicio en un gimnasio o incluso salir a correr.

Sea cual sea la actividad que prefieras hacer te ayudará, porque de esta forma harás actividades que te relajan o te hacen sentir mejor. Hacer yoga es una de las recomendaciones para lidiar con la sensación de rechazo, aunque si eres más de las personas que prefiere actividades enérgicas, esas serán.

  1. No pierdas la perspectiva

Lidiar con estos sentimientos lúgubres no es nada sencillo, pero recuerda que todos han sufrido por el rechazo, la diferencia está en quienes prefieren pensar de forma positiva y seguir mejorando como persona y aquellos que siempre esperan ser rechazados.

  1. Toma en cuenta tus cualidades

Piensa en las personas que te apoyan y en las ocasiones que te aceptaron. Así como estás pasando por esta sensación, recuerda que gracias a tus cualidades has obtenido muchas aprobaciones a lo largo de tu vida. Puede que incluso te han “aceptado” en cosas que no te has dado cuenta.

Tus cualidades son especiales y no debes olvidarlas por un momento que no ha resultado bien.

  1. ¿Por qué el rechazo?

Intenta pensar en la razón del rechazo, esto te ayudará a prepararte y mejorar en el ámbito en cuestión.

Si la situación ha sucedido en el campo laboral, piensa qué faltó para ser la escogida. Además, no suele ser que te rechacen porque seas malo en lo que haces o porque no seas atractivo, entre otras cosas. Sino porque no es lo que la otra persona quiere o necesita.

  1. Habla con la persona

Esta recomendación es sobre todo en el caso de relaciones amorosas, aunque también puedes aplicarla con tus amigos.

Si estás en una relación y te sientes rechazado, es momento de que hablen. Es comprensible que te parezca mala idea porque está el temor de que esa conversación desencadene consecuencias nada agradables como terminar la relación o volverse más distantes. Sin embargo, de no hablar con tu pareja –o amigo– la sensación de rechazo se irá incrementando y va a desgastar tu autoestima.

Habla y comenta cómo te has sentido, sin reclamos. Procura una conversación calmada y honesta.

  1. Drena tus sentimientos

Si la sensación de rechazo te incita a llorar, hazlo. Si te causa molestia, busca una forma sana de sacarlo de tu sistema.

Lo importante es que sientas, que te permitas sentir y no te guardes estos sentimientos intentando minimizarlos. Eso sí, admite cómo te sientes y deja que la sensación salga de tu sistema, pero no te agobies por ellos.

  1. Aleja los pensamientos estereotipados

Generalmente se considera un rechazo como una derrota –y en cierta forma lo es, pero no del todo si usas lo ocurrido como experiencia. Esta forma de pensar será la que te permita ir más lejos y reducir las situaciones que puedan generarte una sensación de rechazo.

Un rechazo puede ser lo que quieres que sea: algo que te deje sumido en días llenos de tristeza o una forma de considerar otros aspectos en tu vida. Lo mejor es que optes por la segunda opción y simplemente no le prestes demasiada atención a lo que ha sucedido.

Así como se ha mencionado antes, siente y drena la mala sensación, quédate con lo que te ayude a mejorar y recuerda que los rechazos mayormente ocurren porque la otra parte no busca o necesita lo que brindas, lo cual no significa que seas el del problema.

Considera estas 10 recomendaciones para lidiar con la sensación de rechazo y sonríe a la vida, toma acciones en el asunto y sé lo mejor que puedes ser.

No Comments

Post A Comment

WhatsApp chat